Las jugadoras de David Quintana cayeron derrotadas en Sant Cugat por 1-0. Después de un choque peleado hasta el final por el equipo canario, el conjunto de Marcel Malgosa se hizo con el triunfo final.

 

El Taburiente planta cara en la primera mitad

El enfrentamiento comenzó con una gran intensidad en la pista. Dos equipos de la zona alta jugándose más que un partido. En los primeros minutos, ambos conjuntos gozaron de ocasiones de cara a portería, pero la bola no quería entrar. Estaba siendo un inicio batallado y muy emocionante. Las locales tuvieron el primer penalti-córner de la tarde, y tras una buena defensa, el Tabu montó una contra que estuvo a punto de acabar en gol.

Las dos porteras estaban cuajando un buen encuentro. El equipo de Quintana iba a disponer de un penalti-córner para poner el primero de la tarde en el electrónico, pero la guardameta del Junior FC lograba una gran parada. A medida que avanzaba el choque, la UD Taburiente comenzó a levantar las líneas, presionando las salidas de bola y generando más peligro en la meta del conjunto catalán. Las insulares lo intentaban de todas las maneras, pero la bola no entraba.

Los dos equipos estaban protagonizando un partido marcado por la intensidad, la garra y por el esfuerzo en ambos lados de la pista. La victoria significaba mucho, y tanto el Taburiente como el Junior FC la estaban luchando con uñas y dientes.

La falta de puntería condena al equipo insular

Las jugadoras del Taburiente salieron muy concentradas después del descanso. El equipo grancanario iba a pelear hasta el final. Las locales lograron obtener otro penalti-córner, pero el Tabu supo defenderlo a la perfección. A partir de ahí, las canarias intentaban aumentar el ritmo de juego, pero el Junior FC presionaba y conseguía que las pupilas de Quintana pasaran apuros. La presión alta de las catalanas imposibilitaba que el Tabu recuperase la bola.

Tras una efectiva jugada del Junior FC, Georgina Oliva anotaba y ponía el 1-0 en el electrónico. El gol dejaba tocado al equipo canario, pero aún quedaba mucho partido por delante, y el Taburiente lo iba a intentar hasta el final. A raíz del primer tanto del conjunto de Malgosa, las de Gran Canaria volvían a aumentar la presión.

El conjunto de David Quintana lo iba a intentar hasta el final, pero sin suerte de cara a portería. De esta forma, el Junior FC logró una nueva victoria para su casillero (1-0). Por su parte, la UD Taburiente ya se prepara para su próximo reto contra el Club Egara el próximo domingo.