Las pupilas de Eugenio Paulón cierran la primera vuelta con un octavo lugar que les da la clasificación para la disputa de la Copa de la Reina, gracias al empate in extremis logrado ante el Atlètic (2-2) y la derrota de la Real Sociedad en su visita al RC Polo (2-1)

La UD Taburiente viajaba a Terrassa con el equipo en cuadro, por la lesión de Julia Verschoor que se quedaba en la isla, además de tener entre algodones a Ekki Lemmink y Romina Zanni. La otra gran noticia de la jornada la protagonizó Paula Fernández, que disputó sus primeros minutos de la temporada tras superar su lesión en el Europeo Sub-21 con la Selección Española.

Gisele Juárez ha sido nombrada como la MVP Iberdrola de la 9ª jornada de la Liga Iberdrola de Hockey.

Imagen de RFEH

El Atlètic saca petróleo de su única contra en todo el primer cuarto

El Taburiente saltaba a la hierba del Josep Marques con las ideas muy claras, ante un rival que renunciaba por completo a la posesión de la bola, permaneciendo replegado y bien armado atrás para intentar sorprender a su rival, que recibía un duro mazazo a los 3 minutos de juego en una acción individual de Anna Barba, que no perdonaba ante Marina Helguera, colocando el 1-0 en el marcador en la única jugada de gol de todo el primer periodo para las catalanas.

El tempranero gol logrado por las pupilas de Jordi Flo acentuaban más si cabe el planteamiento ultra conservador de las locales, que cerraban todas las vías de entrada hacia su portería, logrando llegar al final del primer periodo con el consabido 1-0 a su favor.

La vida sigue igual

El encuentro se reanudaba tras los reajustes propios en el descanso entre cuartos, con el Taburiente llevando el peso del partido y disfrutando de las únicas ocasiones claras de gol, que llegaban a cuentagotas por la defensa de un Atlètic que se defendía como gato panza arriba de los intentos de ataque de las grancanarias.

El gol no llegaba a pesar de los intentos isleños, teniéndose que conformar con llegar al ecuador del choque con una mínima desventaja en el marcador de 1-0, que en absoluto hacía justicia a lo vivido sobre el terreno de juego.

El Taburiente iguala la contienda

Tras el descanso las pupilas de Eugenio Paulón mantenían su cerco sobre la portería local, disponiendo de alguna que otra ocasión clara que terminaría por recompensar su trabajo en el minuto 48 de partido, en una recuperación de la bola en una esquina que permitió a Stefi Antoniazzi penetrar en el área con bola elevada para empujarla al fondo de la portería, colocando el 1-1 en el marcador, con el que se llegaba al final del tercer cuarto.

El Tabu pasaba por su peor momento debido a su relajación en la presión y Marina Helguera incluso impedía el 2-1 protagonizando una sensacional parada que mantenía vivas a las visitantes, que apretaban los dientes en busca de un nuevo tanto que les permitiese sacar algo positivo en su último partido de la primera vuelta.

El Terrassa golpea de nuevo y Gisele Juárez salva un punto de oro

El gol parecía encarrilar el vagón de las canarias, pero la alegría duraría poco en el bando visitante, ya que recibiría un nuevo golpe en el único penalti córner concedido por el Taburiente y que se encargaba de transformar en el 57 María Gesti, para devolver la ventaja a un Atlètic que lograba sacar un rendimiento máximo a sus pocas incorporaciones al área en la mañana de hoy.

El Atlètic con ventaja nuevamente en el marcador, retrasaba descaradamente su posición limitándose a achicar agua y más con la inferioridad numérica con la que las grancanarias se encontraban en la recta final del partido.

Sin embargo a dos minutos para el tiempo reglamentario el Tabu encontraría la recompensa a su esfuerzo en un penalti córner que Gisele Juárez se encargaría de empujar al fondo de la portería, en una jugada de estrategia que suponía el 2-2 final con el que las canarias sumaban el punto necesario para certificar su clasificación in extremis para la disputa de la próxima edición de la Copa de la Reina.

El Taburiente perdonaba la vida a su rival en una última jugada en la que faltó la tranquilidad necesaria para lograr  un gol que habrían supuesto los 3 puntos para las pupilas de Eugenio Paulón.

La valoración de Eugenio Paulón

 

«Hemos obtenido un reparto de puntos en un partido con mucha tensión, entre dos equipos que estamos intentando salir del fondo de la tabla».

«Tal y como esperábamos ha sido un partido muy parejo y reñido, en el que ellas estaban muy cerca de nuestras jugadoras en todas las jugadas de uno contra uno, nos costaba encontrar circuitos de pase con comodidad, defensivamente hicieron un gran partido, ya que desde el principio toda la intención ofensiva fue nuestra».

«Nuestro peor momento fue el tercer cuarto, en el que entramos un poco más relajadas y ellas tuvieron sus ocasiones».

«Ellas decidieron estratégicamente replegarse más que ir a presionarnos al centro del campo y es verdad que nos  costó sobre todo al principio encontrar circuitos de pase para poder atacar con fluidez, hasta que corregimos tras el primer cuarto algunas cosillas».

«Ellas tuvieron prácticamente un 100% de efectividad en sus tiros a puerta, porque su primer remate fue gol. Posteriormente hubo un remate de revés que sacó nuestra portera y no tiraron más en toda la primera parte. Posteriormente, en la segunda parte hicieron un gol en el único penalti córner que dispusieron en una jugada muy discutida en cuanto a si entró o no la bola en el interior de la portería».

«A pesar de todo, nuestras chicas no se vinieron abajo mentalmente, reaccionaron muy bien a los dos goles encajados».

«Las jugadoras tuvieron en todo momento una actitud muy positiva y fueron capaces de remontar un resultado adverso, e incluso llegamos a disponer de una ocasión tras un robo en el 22 que si no nos hubiese faltado algo de calma, nos podíamos haber llevado el partido».

«Hemos merecido haber sumado los 3 puntos, aunque es importante sumar aunque sea solo un punto y con la primera vuelta ya cumplida debemos de hacer balance y corregir errores de cara a la segunda vuelta para seguir mejorando en una liga en la que está todo muy parejo».